Menos perfección, más autenticidad.

Nos hemos empeñado en ser seres “perfectos”, en buscar panoramas perfectos, hombres, mujeres, relaciones, hijos, tooooodo tiene que ser “perfecto. ¿Y qué pasa si no es así?

Hagamos un alto para descubrir de donde viene ese deseo de querer siempre ser el o la mejor en todo, te pido que pares y empieces a reconocer esa voz, ¿De quién es? ¿De quién es la voz que te dice que tu valía como ser humano está en lo que tienes, o has hecho y  no es el SER que eres?

Piensa un poco en la idea de perfección que nos marca la sociedad en la que vivimos: los hombres deben de ser de tal o cual manera, generar x cantidad de dinero,  las mujeres ser grandes amas de casa, madres perfectas ¿De verdad crees que se puede ser todo eso a la vez? ¿Crees que se puede vivir siendo siempre perfecto?

La búsqueda de ese ideal de perfección inalcanzable hace que muchas personas no se sientan felices.  Se gastan la vida intentando alcanzar ese ideal, intentando no cometer el más mínimo error, luchando contra su propia personalidad y sus propios deseos. Y en esa lucha hay siempre una primera víctima, TÚ.  Te pregunto: ¿Algún día algo será suficiente para ti?

¿Te has planteado cómo sería el mundo si todos fuésemos perfectos, si todos fuésemos una copia de ese ideal que marca la sociedad? Seríamos todos iguales, como clones, y no habría espacio para la individualidad, para la creatividad, para sorprenderte de la vida.

Así que plantéate cuál va a ser tu decisión: ¿Quieres seguir viviendo “del que dirán…”? o te elijes, y apuestas por ti, con todo lo que conlleva ser tú, con tus propios pensamientos, emociones, colores, gustos, elijes ser una persona única y empezar a poner la valía de tu ser en donde corresponde, en tu interior, el exterior al final nunca nos dice nada.

Permite callar las voces de afuera y regálate el silencio de ti para ti, descubre todo lo que no te has dicho y reconócete por tu verdadera autenticidad.

- Sé honesto.

- Ten la mentalidad abierta.

- Descubre lo que te apasiona, lo que te hace vibrar.

- Confía en ti, todas las respuestas ya las tienes, sólo escúchate.

Empieza a escribir tu propio manual de quien has elegido ser.

“Cuando intentamos vivir de una manera poco auténtica, siempre somos nuestra primera víctima, ya que, en definitiva, el fraude va dirigido contra nosotros mismos” -Nathaniel Branden