¿Te mantienes fiel a ti mismo? Descúbrelo.

La mayoría de las veces pensamos que la fidelidad sólo se refiere al hecho de no traicionar a otras personas, pero lo cierto es que también existe la fidelidad hacia nosotros.Todas las personas podemos desarrollar la fidelidad propia, e incluso llegar a identificar aquellos aspectos de nosotros mismos que nos impiden ser lo que queremos ser y hacer. Es el valor que nos hace ser personas de una sola pieza, actuando en congruencia con lo que digo que soy y con quién en realidad he elegido ser.

Serte fiel es el acto más amoroso que puedes hacer por ti, requiere mucha humildad y fortaleza para reconocer cuando no lo estás siendo. ¿Has escuchado en misa nupcial cuando los novios se hacen "la gran promesa"?. El sacerdote invita a la pareja a hacer una declaración: Prometo serte fiel en lo próspero y en lo adverso, en la salud y en la enfermedad. Amarte y respetarte todos los días de mi vida.  ¿Y tú, haces esto para ti? ¿Realmente te respetas, te cuidas, te amas? ¿Cómo sería para ti serte fiel? 

DALE UN VISTAZO A TU PROPIA FIDELIDAD

Para saber con claridad si somos realmente fieles con nosotros mismos, es necesario saber con exactitud cómo está nuestra conversación interior. Te sugiero que tomes un lápiz y papel para que comiences a reflexionar con lo siguiente:

  • Examina tus actitudes y palabras. Descubre como te expresas de ti, cómo te tratas. Eres rudo contigo, te tratas con amor, con compasión, ¿cómo eres contigo?
  • Reflexiona sobre la fidelidad que exiges de los demás tenga la misma proporción que tienes contigo.
  • Cumple las promesas que te haces. Si no puedes hacer esto, ¿cómo pretendes cumplirle a alguien más?
  • Revisa si lo que dices y haces corresponde con lo piensas y sientes.
  • Deja de boicotearte. No te rompas en pedazos por querer tener completo a alguien.

La clave está en realmente conocerte para descubrir tu verdadera naturaleza y eso sucede siendo honesto, después es necesario mantenerte siendo quien has elegido ser.

Comienza por escuchar tus emociones y hazte éstas preguntas. ¿Para qué hago esto?, ¿Cómo me siento haciendo esto? 

Descubre el valor de MERECER, tienes lo que tienes porque crees que eso mereces, date cuenta que todos los seres humanos merecemos grandes amores, un trabajo que te apasione, familias unidas, permite que la vida te regale lo que es tuyo. Y si no te funcionan tus resultados, MUÉVETE, crea el entorno que quieres para ti y los tuyos. Conviértete en un agente de cambio. Acciones, las verdaderas historias se cuentan con hechos. 

Bach, Richard: "Tu única obligación en cualquier período vital consiste en ser fiel a ti mismo".